Ponte en contacto con nosotros

eHealth y negocio digital en el ámbito sanitario, ¡Comienza la cuenta atrás!

eHealth
[Total:3    Promedio:5/5]

La era del eHealth ha facilitado que la gente tome decisiones mejor informadas sobre su salud: desde bueno hábitos hasta la elección de profesionales, pasando por la toma de medicamentos o soluciones alternativas a sus dolencias. El auge de Internet, las nuevas tecnologías y la conocida como web dos punto cero han proporcionado a los pacientes nuevas herramientas de acceso a la información y, por tanto, un modo diferente de aproximarse a las decisiones que toman respecto a su salud.

Este mayor acceso a la información y en la toma de decisiones sobre tratamientos o selección de profesionales ha cambiado también el proceso seguido por un paciente que afronta una enfermedad, pero ¿en quién confiamos a la hora de buscar información en Internet y dónde acudimos para conseguirla?

El control de la salud genera en las personas una cierta ansiedad, sobre todo debido a que el paciente sabe que no puede hacerlo solo. Tradicionalmente, la figura del médico suponía la máxima autoridad en cuanto a diagnóstico y tratamiento de enfermedades, seguida por la opinión y experiencia de amigos y familiares. Hoy en día, la información disponible en Internet amplía de manera significativa esa experiencia: ya no sólo podemos preguntar a nuestro médico, podemos realizar consultas a varios de ellos a través de Internet, o conocer la opinión de numerosas personas aquejadas de nuestra misma dolencia.

eHealth y el peso de la comunidad

eHealth

Foros, webs especializadas, blogs sobre salud y redes sociales llevan ya varios años siendo fuente importante de información sobre enfermedades. Estos espacios digitales hacen posible que el paciente pueda investigar por su cuenta, una red alternativa que ayuda a los pacientes a tomar decisiones acerca de la mejora de su salud. La información que de ella extrae otorga al paciente de una mayor capacidad para entablar un diálogo productivo con el médico.

Los médicos milenial son muy favorables a atender a pacientes que llegan ya informados a la consulta: según el diario digital Redacción médica, en junio de 2016, el 79% de los doctores pertenecientes a la Generación Y consideraba útil que el paciente hubiera realizado una investigación en Internet antes de la visita médica. Además, las redes sociales proporcionan cierto alivio al reducir la incertidumbre y hacer sentir al paciente que tiene cierto control sobre las decisiones que afectan a su salud.

Foros y redes sociales son un importante espacio para buscar recomendaciones y exponer vivencias compartidas, algo que en el campo de la salud ofrece un apoyo comunitario muy alentador ante dudas, inquietudes o problemas relacionados con la salud. Los medios sociales ofrecen conexiones motivadoras y con un nivel diferente de compromiso. En ellas, los pacientes se sienten arropados, pueden intercambiar experiencias e informarse de los tratamientos o alternativas que le fueron bien a otras personas que padecieron su misma dolencia. Cumplen, además, un papel en cuanto al apoyo psicológico, por tratarse de comunidades con un problema sanitario común.

En cuanto a la calidad de la información o nivel de credibilidad, aunque la información no provenga de especialistas sanitarios, la conocida como “sabiduría de grupo” ofrece un nivel de información suficiente y adecuada como para que el paciente se haga una idea inicial. Las pequeñas aportaciones de cada miembro de la comunidad se convierten en un “todo inteligente” del que se pueden extraer buenas conclusiones. Además, lo que en ellas se dice tiene una elevada credibilidad, por no existir los intereses ocultos que se le presuponen, en muchas ocasiones, a la industria farmacéutica o servicios sanitarios de diversa índole.

Entre 2015 y 2017, las apps de salud con conexión a redes sociales aumentaron del 26% al 34%. Si nos fijamos en las aplicaciones de salud más populares, vemos que el 65% tiene conexión con redes sociales.

La eHealth también es el método ideal para conocer cuadros médicos de interés o localizar a los mejores profesionales en su campo. Ya existen directorios médicos en los que los pacientes pueden dejar valoraciones y comentarios, lo que aumenta la confianza del paciente a la hora de acudir a un especialista. Webs como Doctoralia son un buen ejemplo de ello.

mHealt, el móvil como puerta de acceso a la salud

eHealth

Yendo un paso más allá, un nuevo modo de entender la salud se abre camino: se trata de la mHealth, el acceso a la salud a través del smartphone. Móviles y apps están cambiando el modo en el que las empresas se relacionan con los pacientes.

Las aplicaciones de ámbito sanitario son ya más de 165 mil, a pesar de que una gran parte de ellas son lo que se conoce como “apps zombies”.  Un informe de la consultora IMS Health puso de relieve que que únicamente existen 36 aplicaciones sanitarias de peso, esto es, que agrupan la mitad del interés de los usuarios. Además, las apps mayoritarias son aquellas que están centradas en el fomento de hábitos saludables, es decir, aquellas que se aproximan al mundo de la salud de modo preventivo: bienestar, dieta y ejercicio.

Si nos fijamos en las aplicaciones dedicadas a enfermedades crónicas, los tres primeros campos, serían Salud Mental, con un 29% de cuota (donde destacan las dedicadas al autismo, la ansiedad y la depresión), seguido de Diabetes, con un 15%; y las dedicadas a enfermedades cardíacas, con un 10%.

A pesar de su extraordinario potencial, aún no se está haciendo nada en cuando a negocio digital sanitario. En poco tiempo, la eHealth dará paso a la consolidación de la mHealth. Hablamos de un escenario lleno de oportunidades, una mina de oro aún por explotar que marcará al sector sanitario en un futuro no muy lejano. Una buena estrategia enfocada a eHealth no debe centrarse en ser la venta de medicamentos o la contratación de seguros o servicios médicos o sanitarios, sino que debe poner el foco en ayudar a los pacientes a alcanzar la comprensión , haciéndoles tomar el control de su salud y ofreciéndoles herramientas para ello.

Los gigantes tecnológicos como Apple, Amazon o Google saben que es un terreno fértil y es por eso que ya se han puesto en marcha para tratar de ganar un mercado que será muy rentable dentro de pocos años. La duda es cómo de dispuesto estará el usuario a confiar sus datos sanitarios a estos gigantes multinacionales.

Si estás buscando potenciar tu negocio de salud mediante una estrategia digital, contacta con Kanlli. Somos una agencia con amplia experiencia en el sector sanitario y de los seguros de salud, gracias a nuestro trabajo para clientes como ASISA o Perspirex, marca para la que ganamos dos premios ASPID.

0 comentarios

    Deja un comentario