Ponte en contacto con nosotros

10 años de marketing digital: 2009, el boom de las redes sociales

redes sociales

Nuestro recorrido por los últimos 10 años de marketing online, auspiciado por el X Aniversario de la agencia de marketing digital Kanlli, nos lleva hoy hasta 2009, año considerado como el del despegue definitivo del Social Media. A finales de ese año, la Fundación Telefónica publicaba un estudio en el que se ponía de relieve que, en comparación con el período anterior, el uso de las redes sociales había aumentado un 508% entre los usuarios de 16 a 24 años y un 361% entre usuarios de 25 a 34 años.

España se convertía así en el segundo país europeo de mayor penetración de las redes sociales, pues tres de cada cuatro internautas declaraban estar dados de alta en Facebook, Twitter, Tuenti, redes que ya acaparaban el 22,4% del tiempo de navegación de los usuarios españoles.

Durante 2009 fueron muchas las empresas que comenzaron a hacer tanteos con las nuevas herramientas 2.0 como novedosas herramientas de comunicación directa con sus consumidores. Era maravilloso: por primera vez, las marcas podían enviar mensajes promocionales, en cualquier momento, a un grupo de usuarios que había mostrado interés por dichas comunicaciones.

Los internautas estaban muy receptivos a las comunicaciones comerciales en un momento de boom 2.0, de novedad, y en el que el espectro del Social Media aún no se hallaba saturado de mensajes comerciales. Los usuarios eran pocos todavía y las redes aún no filtraban lo que enseñaban o no, por lo que las posibilidades de impactar con un mensaje a un usuario eran muchísimo mayores de lo que son hoy en día. Publicidad bien aceptada, dirigida a un público de calidad y a bajo coste. Parecía un sueño hecho realidad.

redes sociales

Pero todavía eran muchas las marcas que tenían ciertas reticencias a exponerse a un medio en el que no podían controlar lo que sus consumidores opinaban de ellas. Los usuarios habían descubierto la ventaja de poder expresar sus quejas sin filtros, de forma pública, y no faltaban quienes hacían ya valer sus derechos como consumidores ante determinadas incidencias relacionadas, sobre todo, con servicios. Apareció así la idea de crisis, y las marcas debieron enfrentarse a ella de modo muchas veces improvisado, en un terreno aún desconocido, donde algunos responsables de la comunicación podían empeorar las cosas con una gestión imprudente: surgía así el reto de la comunicación de crisis en redes sociales.

Con todo un camino inexplorado por delante y una profesión -la de community manager- no reglada y sin brújula, la improvisación llevada a cabo por algunas marcas en el terreno social produjo más de un susto. Estos episodios, en los que la marca -hasta ahora blindada en su palacio de cristal-, era vapuleada públicamente, sembraron el miedo entre muchas de las empresas que aún no habían dado el salto al Social Media, que aún tardarían varios años en superar sus reticencias. Sin embargo, finalmente se darían cuenta de que las ventajas eran más grandes que los inconvenientes. Pero cuando se decidieron era tarde: Facebook ya no mostraba todos los contenidos y Twitter había crecido tanto en número de usuarios que los mensajes cada vez eran más efímeros e invisibles. La edad de oro del Social Media Marketing “low cost” comenzaba a decaer.

Aunque tímidamente, en 2009 las redes sociales ya aparecieron como foco de denuncias relacionadas con protección de datos y, en general,  se incrementaron las reclamaciones por el derecho al olvido en Internet. Los usuarios aprendían rápidamente y comenzaban su aprendizaje para una navegación avanzada. Comenzaba así una nueva era en las relaciones sociales, así como en la relación que las marcas

En 2009 ya nos empezábamos a imaginar que, siete años después, seríamos #TuAgencia10.

0 comentarios

    Deja un comentario